Las 7 armas de seducción para hacer de tu web una máquina de vender

Facebook
Twitter
LinkedIn
Google+
WhatsApp

En Internet hay dos tipos de web de empresa, las que venden y las que no. Si te preguntas qué tipo de web es la tuya te conviene seguir leyendo porque probablemente ni te planteaste que podías vender en la red. Adelante, estás a un paso de convertir tu página en una máquina de ventas con las siete armas de seducción.

Mucha gente piensa que vender en Internet es algo reservado a las tiendas Online y se limitan a colgar su información de contacto y su catálogo de productos y servicios (a veces tan exasperantemente técnico que te invitan a huir por aburrimiento).

Digamos que es el modelo del folleto de siempre subido a la red. La web es realmente un tocho que leeríamos en una noche de insomnio cuando todo ha fallado incluyendo el contar ovejitas. Son espantapájaros de las ventas.

Son páginas pasivas, sin grandes expectativa, que se limitan a esperar a ver si suena la flauta de Google y pescan algún visitante despistado. Son anticomerciales. Tal y como está escrito por un ingeniero burócrata, este catálogo difícilmente tiene el atractivo para convertir al visitante en cliente.

Tu lo sabes mejor que nadie, vender es unas de las cosas más complicadas. Lo normal es que no lo consigas ni la primera, ni la segunda, ni la tercera, ni la cuarta vez….La mayoría de los visitantes no compra directamente. Tal cual.

¿Entonces tiramos la toalla? NOOOO. Precisamente hay que hacer lo contrario, empezar a vender desde el principio, vender por tierra, mar y aire. No es diferente de la vida real, en cuanto un cliente pone un pie en la tienda se desencadene el operativo de venta.

[piopialo vcboxed=”1″]Cuando un visitante llega a tu web el objetivo es que deje su email [/piopialo]

El objetivo es que no salga sin compra. Si no te lo propones no lo consigues.

Ya te lo comentaré otro día, vender no es acosar, es atraer. Así que cuando un visitante llega a tu web el objetivo es que no desaparezca como un fantasma, que deje un contacto con el que poder trabajar. Lo más fácil y habitual, su email.

Tendrás que ofrecerle el valor suficiente como para que este visitante anónimo dé el paso de dejar datos personales.

Ahí arranca la partida de la venta.

Antes de empezarla, tu web tiene que estar dotada con las imprescindible armas de seducción. Sí, vas a conquistar a la chica de tus sueños (o al chico).

Ivoox, una propuesta de valor irresistible - DAK Diego Artola Komunik
Ivoox ofrece un reclamo irresistible para escuchar podcasts.

1. La propuesta de valor. ¿Eres el elegido?

Puede parecerte injusto, pero los internautas son egoístas. Navegan con una fijación: qué hay de lo mío. Tienen un problema y quieren una solución. O tienen un deseo y quieren satisfacerlo. Si la web en la que aterrizan no les proporciona unas expectativas adecuadas escaparán con Google a la competencia.

Empieza la cuenta atrás, tienes 10 segundos para convencer a tu visitante por qué eres el elegido entre todas alternativas que hay en el mercado. Es la propuesta de valor.

Ya ves tienes que ir al grano. Lo mejor es afrontar la demanda con el binomio Problema-Solución. En el primer golpe de vista, sin descender, el recién llegado tiene que ver que la página aborda su problemática y  ofrece la solución.

[piopialo vcboxed=”1″]Empieza la cuenta atrás, tienes 10 segundos para convencer a tu visitante por qué eres el elegido entre todas alternativas que hay en el mercado.[/piopialo]

En pocas palabras, en estilo titular, despliegas la síntesis de tu producto/servicio y los beneficios que generan. Un buen ejemplo es Ivoox, el servicio de podcast.

Su página hurga donde más duele, la falta de tiempo libre. Y le da la vuelta para proyectarse como antídoto: Aprovecha tu tiempo. A continuación desgrana virtudes irresistibles “Escucha lo que te interesa, dónde quieras, cuando quieras”.

¿Quien se puede negar?. Menos aún si acompaña la idea con una escena idílica y relajante, el paseo por la playa de una chica atractiva con la que sin duda alguna nos vamos a identificar. Nos atrae el jamón de jabugo, somos así.

Suscripción Inteligencia Viajera
Un ‘checklist’ para organizar un viaje, el incentivo de la web inteligenciaviajera.com

2. La caja de suscripción. Quiero más

La propuesta de valor es vital, pero insuficiente. El visitante puede salir convencido pero desaparece. La mayoría de las ocasiones sin comprarte. Lo peor, en un par de minutos te ha olvidado.

Tienes un cliente potencial…… ¡Y no sabes quién es!. ¡Qué frustración!

¿Qué puedes hacer? A ese visitante convencido hay que darle la oportunidad de que canalice su interés en una caja de suscripción dónde deje su correo. Es el modo de decirnos mándame más cosas, enséñame más por si acaso. Así lo puedes ver en la web Inteligencia Viajera.

[piopialo vcboxed=”1″]A pesar de su imagen viejuna, el email sigue siendo la mejor vía de contacto con los seguidores con un alcance muy superior al de las redes sociales[/piopialo]

Y no te dejes engañar, a pesar de su imagen viejuna, el email sigue siendo la mejor vía de contacto con los seguidores con un alcance muy superior al de las redes sociales. Todos lo usamos, todos revisamos los mensaje e incluso los llegamos a leer varias veces. Por eso, Bloggeros de referencia como Val Muñoz recomiendan el email activamente.

Hay diferentes tipos de cajas de suscripción, pero todas tienen en común la inclusión de un incentivo interesante. La suscripción directa al blog es el recurso más usado por ser el más fácil. También es el menos efectivo. Aquí nadie da nada sin algo a cambio.

Una guía gratuita, unos recursos, la asistencia a un taller…..Y todo gratis. Es el comienzo de una buena amistad, que tu deberás preservar con un contacto frecuente por email.

3. El blog. ¿Qué hay de nuevo?

Al blog le pasa como al email, que todos le daban por enterrado con la llegada del fenómeno de las redes sociales. Pero los viejos rockeros nunca mueren.

En las redes sociales hay que estar…..pero no vivir. Estas plataformas son la avanzadilla para mostrarse ante un gran público. Y ahí, el blog es el ticket de invitación hacia tu web con un contenido útil.

[piopialo vcboxed=”1″]Un blog es tu ventana al mundo, dónde demuestras lo que vales, lo que sabes, y en qué puedes resultar necesario[/piopialo]

Un blog es tu ventana al mundo, dónde demuestras lo que vales, lo que sabes, y sobre todo, en qué puedes resultar necesario. Más importante, es el material renovado que facilita la vuelta a la web porque nadie va a ver reiteradamente ninguna de las páginas de la web sin cambios.

¿Has pensado cómo vas a mantener el contacto con tus suscriptores si no tienes ninguna novedad qué contarles, ninguna entrada al blog?.

Web Hormigas en la Nube texto ayuda
La web hormigasenlanube.com, un ejemplo de empatía con el público objetivo.

 

4. La empatía. Me entiendes

Ponerse en la posición del otro genera una simpatía espontánea. Me entiende, piensa el visitante. Y a continuación siente que le atiendes. Estás a un solo paso de que te considere necesario, ¡a un solo paso de la venta!. Ayudar es la palabra mágica. Así te lo enseña la web Hormigas en la nube.

Ese entendimiento hace que te consideren uno de los suyos. No eres un comercial agresivo que vendes cualquier cosa, un producto malo, que no se necesita, o peor aun, inconveniente. Aportas valor, soluciones.

Al revés, eres una voz amiga que le vas ayudar con lo que necesita él. Y llega la reciprocidad. Es un intercambio de valor, has empezado dando y ahora te toca recibir.

La mejor forma de ponerse en la piel del usuario es recrear una escena cotidiana en la que pueda sentirse identificado. Un te imaginas, de qué te suena. Hablado de tu a tu, sencillo, directo, cercano. Te sumerges en la realidad del visitante y le diriges a la solución. TU.

Testimonios de Javier Manzaneque, DAK Diego Artola Komunik
Testimonios que avalan el servicio, un recurso de la web javiermanzaneque.com

5. La prueba social. Mereces la pena

Te conté que los usuarios son desconfiados. Hasta que te conocen están en alerta. Les puede gustar la melodía, pero no quieren tirar el dinero. Necesitan una prueba de valor que disipe sus temores y les dé confianza. Gente satisfecha.

Es el efecto discoteca vacía. Si no hay gente será por algo. Y al revés, si no cabe un alquiler hay algo que no te puedes dejar de perder. Así reivindica sus servicios la web Javier Manzaneque.

Llena tu discoteca de reconocimientos:

  • Números. Tu producto se ha vendido de maravilla, las entradas se han agotado, tienes lista de espera, disfrutas de un montón de clientes….Cuantifícalo, las estadísticas son invencibles.
  • Testimonios. Un cliente satisfecho es tu mejor tarjeta de presentación. Muestra cómo le has ayudado, y que le has aportado.
  • Un distintivo. Un premio, un sello de calidad…hasta tu aparición en un medio de comunicación o un blog destacable. Son certificados que avalan tu negocio.  , un motivo de confianza.

 

Botón de la web Maider Tomasena -  DAK Diego Artola Komunik
Botón de la web www.maidertomasena.com

6. La llamada a la acción. El empujón final

Tu web tiene una misión general y cada página una función. Visitar el blog, lograr un contacto, mostrar un producto…..Ese objetivo lo tienes que transmitir al visitante para dirigirle. Si no sabe cuál es el propósito es imposible que dé el paso que deseas.

La llamada a la acción es la base de ruta de la web, el guardia de circulación que te indica el paso a seguir. Si quieres algo pídelo porque hasta lo que yo sé tu visitante no tiene dotes adivinatorias.

La llamada a la acción es el puente hacia la página de destino y tiene que tener un entusiasmo contagioso. Empieza con una instrucción clara, visita, únete, suscríbete, contacta……Y termina con la toma de decisión en el botón. por ejemplo, Maïder Tomasena dirige el tráfico a su página de Servicios desde su Home a través de un botón de acción.

La tendencia que se lleva ahora, y es mi recomendación, es que el botón haga partícipe al visitante, que no sea un mandato si no un deseo propio. Yo decido. Una acción formulada en primera persona le hace sentir el poder de la autonomía.

Te gusta conducir BMW - DAK Diego Artola Komunik
Te gusta conducir, un anuncio memorable de BMW

7. El sentido de pertenencia. La identificación

Te gusta conducir de BMW fue un fenómeno irrepetible. Just do it de Nike es un reclamo irresistible. Ambos eslóganes tienen algo en común, trascienden del objeto de venta y emocionan. BMW saca de ti la pasión por la conducción, en una pose habitual, brazo extendido, relajado, cuando se disfruta profundamente de la carretera.

Aunque no lo decía lo sentías, Sí, soy de los que le gusta conducir, soy de coche, soy de los que merecen la pena, tenemos algo especial. BMW abanderaba ese sentimiento de hermandad sin mostrar ninguno de sus modelos. Era el vehículo de deseo.

[piopialo vcboxed=”1″]ambas campañas les han permitido construir una comunidad que se identifica con sus valores. Han conseguido evangelistas de marca cerrando el círculo de la atracción[/piopialo]

Just do it da vida al orgullo del deportista. Decidido, valiente, activo. Es una forma de vida que une a la gente. Una tribu especial.

Puede que ambas marcas no tengan los mejores productos pero ambas campañas les han permitido construir una comunidad que se identifica con sus valores. Han conseguido evangelistas de marca cerrando el círculo de la atracción.

Ahora que te he dado los recursos para seducir a las visitas te toca implantar un sistema de atracción. Una propuesta de valor, la caja de suscripción, un blog, la empatía, la prueba social, la llamada a la acción, y por último, un sentimiento de pertenencia.

Si te ha gustado no te guardes el secreto, compártelo por las redes sociales 😉

Y recuerda, #ComunicayVenderas

Las 7 armas de seducción para hacer de tu web una máquina de vender
Puntúa el post

Soy copywriter de marca personal para emprendedores que quieren brillar. Conmigo aprenderás a diferenciarte para destacar. Descubre el Copywriting&Marca Personal!!

Facebook
Twitter
LinkedIn
Google+
WhatsApp

2 comentarios en “Las 7 armas de seducción para hacer de tu web una máquina de vender

  1. Vaya hombre justo ahora que estoy a punto de cambiar la caja de suscripción de la Home por una mucho mejor! jajajaja

    Muchas gracias por la referencia Diego.

    Y mi más sincera enhorabuena por el artículo, seguro que le sirve a tus lectores para comenzar a hacer las cosas mejor.

    Un abrazo!

    • No hay de qué Antonio. Tu guía ya es un buen motivo para suscribirse, así que los nuevos cambios te harán irresistible sin duda 😉

Deja un comentario

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies